Bienvenidos

Desde un día como hoy (12 de octubre de 2008), hace 516 años, Occidente comenzó radicalmente a implantar la escritura como el mejor medio de comunicación, haciendo que la oralidad aparezca como parte del estadio propio sólo de sociedades subdesarrolladas, salvajes, o atrasadas, a las cuales aún no había llegado atisbo alguno de civilización, representada, como ya dije, por la escritura (y en ese histórico caso: la Biblia). Si bien es cierto que la escritura históricamente ha ayudado a que permanezcan las ideas, también —y muy contradictoriamente—, ha permitido que a estas alturas muchas de ellas nos parezcan cavernarias, invigentes e inservibles—. Sin embargo, hoy, de alguna manera la oralidad vuelva a estar en pie, a través de esta colosal autopista de la información (y que podría denominarse como oralinet) que no respeta razas, religiones, ideologías, nacionalidades, o cualquier otro tipo de característica que nos hace diferentes. Por que es justamente la Internet (especie de oralidad escrita) la que está permitiendo que los textos no sean eternos, sino cambiados constantemente, modificados, enriquecidos, remendados o eliminados, etc. Y es también por eso que ahora nos iniciamos en este proyecto, para dar a conocer “oralmente” y a través de signos matemáticos y logarítmicos (con los links que se convierten en especie de metatextos o hipotextos) y a través de estos espacios de flujo, lo que acontece con respecto a la literatura, en cualquier parte del mundo y donde uno menos se lo espera.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...